Si hay suelo, no hay techo: la metáfora es clara y sirve para señalar la misión de esta expedición. Para ello, con los sentidos bien abiertos y sin prisa, iremos explorando a lo largo de todo el viaje tu historia y tu presente, demorándonos en las situaciones más importantes –las cotidianas– de la crianza. En cada pausa, la búsqueda estará orientada por una reflexión que surge a partir de un posteo que he realizado, en algún momento, en redes sociales: se trata de las principales estaciones de este viaje. En la travesía te encontrarás también con algunas paradas especiales, detenciones en las que buscaré contarte –con un lenguaje llano y de la manera más ágil posible– la evidencia y los fundamentos que sostienen cada una de las reflexiones. Acompañándote en la marcha, en silencio –o no tanto–, estará tu hijo o hija: él o ella será tu guía, no yo. ¡Allá vamos!

SI HAY SUELO, NO HAY TECHO: 50 POSTEOS PARA UNA CRIANZA POSITIVA

$18.500
SI HAY SUELO, NO HAY TECHO: 50 POSTEOS PARA UNA CRIANZA POSITIVA $18.500
Compra protegida
Tus datos cuidados durante toda la compra.
Cambios y devoluciones
Si no te gusta, podés cambiarlo por otro o devolverlo.

Si hay suelo, no hay techo: la metáfora es clara y sirve para señalar la misión de esta expedición. Para ello, con los sentidos bien abiertos y sin prisa, iremos explorando a lo largo de todo el viaje tu historia y tu presente, demorándonos en las situaciones más importantes –las cotidianas– de la crianza. En cada pausa, la búsqueda estará orientada por una reflexión que surge a partir de un posteo que he realizado, en algún momento, en redes sociales: se trata de las principales estaciones de este viaje. En la travesía te encontrarás también con algunas paradas especiales, detenciones en las que buscaré contarte –con un lenguaje llano y de la manera más ágil posible– la evidencia y los fundamentos que sostienen cada una de las reflexiones. Acompañándote en la marcha, en silencio –o no tanto–, estará tu hijo o hija: él o ella será tu guía, no yo. ¡Allá vamos!